Estas aquí
Inicio > Blog > Cómo funciona la tecnología YSP de Yamaha

Cómo funciona la tecnología YSP de Yamaha

Tecnología YSP de Yamaha

Si queremos disfrutar de un sonido de calidad y realista, no queda otra que añadir un equipo adicional a nuestro televisor. Existen diferentes formas de hacerlo, mediante un equipo home cinema, con una barra de sonido, etc.

Existe una tecnología basada en el concepto de barra de sonido, pero que ofrece una calidad superior a la gran mayoría de barras del mercado. Esta tecnología se basa en el rebote y reflejo de las ondas para crear una sensación mucho más envolvente pero utilizando únicamente altavoces frontales. Es sonido es mucho más realista y da una sensación más surround que cualquier barra. Esta es, la tecnología YSP creada por Yamaha. A continuación, vamos a explicarte en detalle, en que consiste la tecnología YSP de Yamaha y en que se diferencia con el resto.

Comienzos de la tecnología YSP de Yamaha

La tecnología YSP fue lanzada al mercado por primera vez en 2004 con el modelo YSP-1. Este fue el primer proyector de sonido que se lanzaba al mercado. Era un concepto novedoso, que promocionaba una sensación de sonido envolvente en un sólo equipo. La idea era, usar un gran número de altavoces de un tamaño reducido para ofrecer un volumen alto y poder hacerlo en un espacio reducido. El sistema incluía su propio amplificador, un procesador de audio y se componía de 40 pequeños altavoces de 1,5 pulgadas más dos altavoces woofer de 4,5 pulgadas todo en metido en el mismo dispositivo. Los altavoces pequeños tenían una potencia de 2W cada uno, mientras que los woofers de 4,5 pulgadas aumentaban a 20W. Cada altavoz además, tenía su propio amplificador.

Se lanzaron posteriormente más modelos todos compuestos de una única unidad, hasta que a finales del 2010, se lanzó al mercado el YSP-2200 que fue el primer modelo que incluía subwoofer separado. Esto hacía que el equipo tuviera una graves más contundentes.

¿En qué consiste la tecnología YSP de Yamaha y en qué se diferencia?

La tecnología YSP de Yamaha, se basa en el uso de un número elevado de altavoces (por lo general más de 16) de reducido tamaño colocados en array, y cada uno de ellos orientado para cambiar la temporización de cada altavoz con ayuda de un procesamiento de señal digital. Las ondas de sonido emitidas, reflejan en la pared y se dirige hacia el oyente, creando una sensación surround.

Las ondas sonoras se superponen para crear un potente haz de sonido. Después, controlando la temporización del sonido de cada uno de los altavoces, se llega a controlar la dirección de los haces de sonido. Con toda esta tecnología, se consigue que el sonido de propague por la sala creando un sonido envolvente más realista. Esto hace que no se limite el punto dulce de escucha, si no que desde diferentes posiciones se consigue esta sensación.

Además de todo esto, la diferencia que se aprecia en la voces es muy notable. Se escuchan mucho mejor y más claras y además no se solapa con la música haciendo que se escuchen sin dificultad.

La mayoría de barras de sonido por contra, utiliza los dos altavoces frontales o en algunos modelos alguno más, para crear mediante software y algoritmos, un sonido surround “virtual”.

Te puede interesar

Deja un comentario

Arriba